La bodega Dominio de Tares celebra la salida al mercado de la nueva añada de Baltos, su vino de mencía que destaca por su carácter actual y moderno. Baltos forma parte de las listas de los inquietos buscadores de mencías que aportan autenticidad y disfrute.

Dominio de Tares, bodega referente de los vinos del Bierzo, concibe cada añada de Baltos como una nueva apuesta para que siga siendo el vino tinto que marque tendencia entre los mencía lovers. Va dirigido a un público inquieto, buscadores de nuevas sensaciones vinícolas y dispuesto a conocer una marca que conjuga viveza y frescura y que, por su estilo, se puede disfrutar tanto en gastrotabernas como en restaurantes con estilo que alternan cocina moderna y tradicional.

Baltos forma parte de las pizarras más atractivas de los bares y tabernas de nuevo cuño que descubren vinos que cuentan historias y marcas novedosas que reflejan el espíritu de lo auténtico a un precio muy competitivo.

Baltos es un vino con relato. Su nombre viene del pueblo Baltingo, dinastía visigótica que gobernó Hispania y parte de la Galia y es un vocablo que en godo significa audaz. Así que siguiendo esta idea, Baltos es un vino para audaces que quieren marcas actuales con  calidad, auténticas y que transmitan los aromas de las tierras del Bierzo.

Baltos procede de viñedos de más de 40 años, ha experimentado una delicada crianza en barrica y un afinado posterior de 8 meses en botella. Para Rafael Somonte, director técnico de Bodegas Dominio de Tares, Baltos 2015 es “un vino increíble que representa al detalle lo que hoy es España como productor: toda una potencia en la elaboración de grandes vinos a precios super-competitivos”.

PVP: Baltos 2015 – 8,50 €

 

Sobre el autor

Entradas relacionadas

Carlos Moro ha presentado Viña Garugele, el vino más premium de la bodega riojana que lleva su...

Bodegas Orben nace 2005 de la mano del grupo de bodegas Artevino para recuperar los viñedos viejos...

El equipo de cata de la Guia Peñin 2019 ha puntuado Trus crianza 2015, del Grupo Palacios Vinoteca,...

Escribe un comentario